SANIDAD

Casado anuncia la incorporación de 70 nuevos médicos de familia a los centros de salud de la provincia de Burgos

  • Diez trabajaran en la capital y los 60 restantes lo harán en centros rurales

Ical - viernes, 14 de febrero de 2020

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, anunció este viernes en Burgos la incorporación en las próximas semanas de un total de 70 nuevos profesionales de Medicina de Familia y Comunitaria a los centros de salud de la provincia de Burgos, tras haber aprobado la oposición convocada por la Gerencia Regional de Salud el año pasado.

Casado inauguró este viernes por la tarde en la capital burgalesa la XI Jornada de Neumología en Atención Primaria, que se celebra en el Hotel Abba de Burgos y que reúne a profesionales y especialistas para informar acerca de la realidad de las enfermedades respiratorias.

De esos 70 nuevos facultativos, diez comenzarán a trabajar en centros de salud urbanos (tres en ‘Los Cubos’, dos en el centro de ‘Gamonal Antigu, uno en ‘García Lorca’ y cuatro en Huerta del Rey). Los 60 restantes lo harán en centros rurales: cuatro en Aranda de Duero Norte, cinco en Aranda de Duero Rural, otros cuatro en Medina de Pomar, cuatro en Briviesca, ocho en Roa de Duero, tres en Quintanar de la Sierra.

Además, otros cinco se incorporarán en Espinosa de los Monteros, cinco entre Miranda Este y Oeste, uno en Melgar de Fernamental, dos en Burgos Rural Norte, uno en Pampliega, dos en Salas de los Infantes, uno en Sedano, dos en Valle de Losa, uno Valle de Mena, tres en Valle de Tobalina, uno Valle de Valdebezana, dos en Villadiego, tres en Belorado y tres en Villarcayo), hasta un total de 26 zonas básicas de salud burgalesas con nuevos profesionales.

Por otro lado, la titular de Sanidad recordó que de las 576 plazas de la oferta de formación especializada para este año, 170 son de médico de familia, y de todas ellas un 25 por ciento son para Burgos (41 plazas para médico de Familia y 22 para enfermeras familiares y comunitarias).

Según señalaron desde la Consejería, el incremento de plazas ha sido muy relevante con respecto a los últimos años, ya que el número acumulado de residentes de Medicina de Familia que están realizando su formación en Burgos desde 2016 asciende a 33, frente a los 41 que entran este año, por nueve enfermeras frente a las 22 que se incorporan en mayo.

En este punto, la consejera señaló que se necesitan médicos y sobre todo “dar estabilidad y mayor formación”,

Cyltv Titulares